Privilegio

Privilegio

Privilegio podemos decir que es un término que, etimológicamente hablando, procede del latín. “Privilegium” es, en concreto, la palabra latina de la que emana aquel y ella se encuentra conformada por la suma de tres claros componentes: “privus”, que es sinónimo de “privado”; “legalis”, que es equivalente a “relativo a la ley”, y finalmente el sufijo “-ium”, que puede traducirse como “indicativo de relación”.

Privilegio es una ventaja especial o una exención de una obligación que disfruta alguien por la concesión de un superior o por su propia capacidad y circunstancia. El término también se utiliza para nombrar al documento en el que consta la concesión del privilegio.

Existen muchas maneras de entender el concepto de privilegio. En un sentido judicial o normativo, el privilegio puede ser un permiso especial otorgado por las autoridades. Los privilegiados, por lo tanto, gozan de mejores condiciones que los ciudadanos comunes.

El odio suscita rencillas, pero el amor cubre todas las transgresiones.

En los labios del entendido se halla sabiduría, pero la vara es para las espaldas del falto de entendimiento. Proverbios 10:12-13.

Privilegio Es saber que no estas solo en la vida, que hay alguien que nos ama, que se preocupa por nosotros, que nos quiere incondicionalmente, que esta pendiente de nosotros, que nos ayuda a levantar nuestras manos cuando están agotadas por el cansancio de nuestras cargas, que a pesar como somos siempre está en los momentos más necesarios y lo más importante es que llena siempre nuestro vacío.

Es un privilegio saber esto:

Sea bendita tu fuente, y regocíjate con la mujer de tu juventud, amante cierva y graciosa gacela; que sus senos te satisfagan en todo tiempo, su amor te embriague para siempre. Proverbios 5:18-29.

La sabiduría es un regalo De Dios, y es un privilegio poder buscarla en el tiempo, ya que ella nos dará la formación y el entendimiento de saber proceder en cada situación, nos llenará en el conocimiento de la verdad, para poder saber practicar el amor y la fe que nos regala Dios, esto también es un privilegio.

La sabiduría clama en la calle, en las plazas alza su voz; clama en las esquinas de las calles concurridas; a la entrada de las puertas de la ciudad pronuncia sus discursos. Proverbios 1:20-21.

Dios nos ha dado el mejor privilegio, que es poder tener vida, aunque las circunstancias nos lleven a ser formado por la experiencias que vivimos, tendremos siempre la oportunidad de poder aprender de cada una ellas, sabiendo que nos formarán y nos capacitarán para poder comprender el resultado. Esta capacidad de entendimiento si lo hacemos con la actitud correcta es un privilegio de sabiduría.

Tus manos me hicieron y me formaron; dame entendimiento para que aprenda tus mandamientos. Salmos 119:73.

Privilegio es saber que Jesucristo murió por nosotros, para perdonar nuestros pecados y darnos la salvación de la vida eterna.

Disfruta cada momento que Dios te regala, ya que saber que El está con nosotros, podemos saber entender el privilegio de su amor.

Oración: Es un privilegio de saber que no estoy solo, que siempre hay alguien que me ama, que está pendiente de mi en todo momento, ese eres tú oh Dios, que ha través del los que me aman con sinceridad, demuestras siempre tu amor por mi. Amén

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp

Deja un comentario