Percepción

Percepción

Antes de definir este concepto diremos que para conocer el mundo interior o exterior necesitamos realizar un proceso de decodificación de los mensajes que se reciben a través de todo el cuerpo. Se define como percepción al proceso cognoscitivo a través del cual las personas son capaces de comprender su entorno y actuar en consecuencia a los impulsos que reciben; se trata de entender y organización los estímulos generados por el ambiente y darles un sentido. De este modo lo siguiente que hará el individuo será enviar una respuesta en consecuencia.

Porque la ley fue dada por medio de Moisés; la gracia y la verdad fueron hechas realidad por medio de Jesucristo. Juan 1:17.

Una percepción, por su parte, es la interpretación de una sensación. Aquello que es captado por los sentidos adquiere un significado y es clasificado en el cerebro. Suele decirse que la sensación es lo que precede a la percepción.

El rey estaba enamorado de Sabrina una mujer de baja condición a la que el rey había hecho su última esposa.
Una tarde, mientras el rey estaba de cacería, llegó un mensajero para avisar que la madre de Sabrina estaba enferma. Pese a que existía la prohibición de usar el carruaje personal del rey (falta que era pagada con la cabeza), Sabrina subió al carruaje y corrió junto a su madre.
A su regreso, el rey fue informado de la situación. – ¿ No es maravillosa ? – dijo – Esto es verdaderamente amor. No le importó su vida para cuidar a su madre. Es maravillosa..
Cierto día, mientras Sabrina estaba sentada en el jardín del palacio comiendo fruta, llegó el rey. La princesa  lo saludó y luego le dio un mordisco al último durazno que quedaba en la canasta.
– ¡Parecen ricos! – dijo el rey.
– Lo son – dijo ella y alargando la mano le cedió a su amado el último durazno.
– ¡ Cuánto me ama ! – comentó después el rey – Renunció a su propio placer, para darme el último durazno de la canasta. ¿no es fantástica?
Pasaron algunos años y vaya a saber por qué, el amor y la pasión desaparecieron del corazón del rey. Sentado con su amigo más confidente, le decía:
– Nunca se portó como una reina…¿acaso no desafió mi investidura usando mi carruaje? Es más, recuerdo que un día me dio a comer una fruta mordida.

Reflexión : Si tu percepción  se ajusta a medida con la realidad que mas te conviene, desconfía de tu percepción, ya que no es real.

Palabras de Jesucristo. Felipe encontró a Natanael y le dijo: Hemos hallado a aquel de quien escribió Moisés en la ley, y también los profetas, a Jesús de Nazaret, el hijo de José. Y Natanael le dijo: ¿Puede algo bueno salir de Nazaret? Felipe le dijo: Ven, y ve.

Jesús vio venir a Natanael y dijo de él: He aquí un verdadero israelita en quien no hay engaño.

Natanael le dijo: ¿Cómo es que me conoces? Jesús le respondió y le dijo: Antes de que Felipe te llamara, cuando estabas debajo de la higuera, te vi.

Natanael le respondió: Rabí, tú eres el Hijo de Dios, tú eres el Rey de Israel. Juan 1:45-49.

Tiempo de Pensar. La percepción puede hacer mención también a un determinado conocimiento, a una idea o a la sensación interior que surge a raíz de una impresión material derivada de nuestros sentidos.

Oración. Ayúdame Señor a tener el sentido de la percepción, para poder dicernir entre lo bueno y lo malo, lo justo y lo injusto. Sabiendo que podré elegir el camino de la verdad que tú das por medio de la palabra. Amen

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp

Deja un comentario