Lo Idóneo

Se emplea para calificar a aquel o aquello que resulta conveniente, correcto o propicio para algo. El término puede referirse a una persona, un objeto o una situación, es apropiado para un determinado fin o en un cierto contexto.

Y el Señor Dios dijo: No es bueno que el hombre esté solo; le haré una ayuda idónea. (Génesis 2:18).

Por consiguiente es todo aquello que posee buena disposición o suficiencia para una cosa. Es sinónimo de: apto, capaz, habilidoso, eficiente, dispuesto, inteligente, entre otros.

Un gran maestro escribió, sobre la capacidad de ser idóneo, y dijo:

El bien supremo es como el agua.

El agua es buena, pues beneficia a las diez mil cosas y sin embargo, no compite con ellas. Mora en lugares que la masa humana detesta, Y por lo tanto está próxima al Camino.

Por tal razón, nuestro comportamiento tiene que ser idóneo, como el agua.

Lo idóneo para vivir es la tierra; Lo idóneo para la mente es su profundidad ; Lo idóneo para dar es ser como el Cielo; Lo idóneo para hablar es la sinceridad; Lo idóneo para gobernar es el orden; Lo idóneo para resolver asuntos es la habilidad; Lo idóneo para la actividad es hacer las cosas a tiempo; Lo idoneo para el hombre, es reconocer la capacidad que DIOS Le dio a la mujer.

«Sólo quien no compite no cae en falta».

Reflexión. La capacidad de ser idóneo, es poder reconocer el valor de las cosas otorgadas, con el poder suficiente de reconocerlas.

Palabras de Jesucristo. Jesús preguntó al padre: ¿Cuánto tiempo hace que le sucede esto? Y él respondió: Desde su niñez.

Y muchas veces lo ha echado en el fuego y también en el agua para destruirlo. Pero si tú puedes hacer algo, ten misericordia de nosotros y ayúdanos.

Jesús le dijo: «¿Cómo si tú puedes?» Todas las cosas son posibles para el que cree.

Al instante el padre del muchacho gritó y dijo: Creo; ayúdame en mi incredulidad. ( Marcos 9:21-24).

Timpo de Pensar. Lo idóneo es lo afable y perfecto del que está dispuesto a poder ayudar a superar a otros.

Oración. Señor concedeme la capacidad de ser idóneo, capaz de ser apto, habilidoso y eficiente, para poder reconocer las necesidades de mi entorno hacía el prójimo. Amén.

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp

Deja un comentario