Los Disgustos

Los disgustos.

Así como gusto proviene del latín “gustus” designando el efecto de disfrutar de un sabor agradable, y por extensión se aplica al disfrute y gozo, el disgusto al contar con un prefijo negativo, indica la ausencia de esa experiencia placentera y agradable.

Un disgusto es por ello una sensación de displacer que se experimenta ante muchas situaciones negativas y adversidades, no solo ante el mal sabor.

El estar disgustados con alguien, es la capacidad de enojo causada por un motivo de inconformidad, que conlleva a la persona a sentirse mal con quien esta afectado.

Esa sensación de incomodidad interior, se refleja a través de manifestaciones externas que demuestran un mal sabor ante una adversidad de desilucion y desengaño, que puede vincular el dolor y la tristeza de la persona afectada.

El que anda en integridad anda seguro, mas el que pervierte sus caminos será descubierto.

El que guiña el ojo causa disgustos, y el necio charlatán será derribado. (Proverbios 10:9-10).

Los disgustos en muchas ocaciones se manifiesta alterando la forma de hablar y expresarse. De igual manera se puede manifestar por un silencio alargado, que conlleva a la persona disgustada a cargar su alma, con rencor, enojo y rabia. Dejando cada día más una profunda espina en su corazón que duele en su interior y se desangra.

¿Por que gritan las personas?

Un dia el maestro preguntó a sus estudiantes lo siguiente: ¿por qué las personas se gritan cuando estan enojadas?

Los estudiantes pensaron unos momentos:

porque pierden la calma <dijo uno>, por eso gritan.

Pero ¿por qué gritar cuando la otra persona está a tu lado? preguntó el maestro; ¿No es posible hablarle en voz baja? ¿por qué gritas a una persona cuando estás enojado?. Los estudiantes dieron algunas otras respuestas pero ninguna de ellas satisfacía a al maestro

Finalmente él explicó:

Cuando dos personas están enojadas, sus corazones se alejan mucho. Para cubrir esa distancia deben gritar, para poder escucharse. Mientras más enojados estén, más fuerte tendrán que gritar para escucharse uno a otro a través de esa gran distancia.

Luego maestro preguntó:

¿Qué sucede cuando dos personas se enamoran?

Ellos no se gritan sino que se hablan suavemente… ¿Por qué? Porque sus corazones están muy cerca. La distancia entre ellos es muy pequeña. El maestro continuó: -Cuando se enamoran aún más ¿Qué sucede? No hablan, sólo susurran y se acercan mas en su amor. Finalmente no necesitan siquiera susurrar, sólo se miran y eso es todo.

Así es ¡cuán cerca están dos personas cuando se aman!

Reflexión. Cuando discutan no dejen que sus corazones se alejen, no digan palabras que los distancien más, llegará un día en que la distancia sea tanta que no encontrarán más el camino de regreso.

Palabras de Jesucristo. Porque todos serán salados con fuego.

La sal es buena; pero si la sal se vuelve insípida, ¿con qué la sazonaréis? Tened sal en vosotros y estad en paz los unos con los otros. (Marcos 9:49-50)

Tiempo de Pensar. No dejes que tu corazón se cargue con el disgusto, libérate de estar atado a la desilucion y encuentra tu paz interior.

» Un mal sabor se puede convertir en una espina que atraviesa el corazón y destruye el alma con un disgusto!! LIBÉRATE.

Oración. No permitas oh DIOS que en mi corazón se clave una espina del disgusto, ayudame a liberarme de ella, trayendo la paz tuya a mi interior, que sanar la heridas del alma, dejando un legado de amor y tranquilidad. Amén

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp

Deja un comentario